Descubrí la sexología y la terapia de pareja gracias a una asignatura de la carrera de psicología: Psicología de la Sexualidad.  En enero de 2005 empecé a trabajar en el Instituto de Estudios de la Sexualidad y la Pareja de Barcelona .. Allí fue donde empecé a trabajar como psicóloga. Hicimos inventarnos el servicio de Consulta Joven para poder atender a personas jóvenes con dificultades sexuales o problemas de pareja. En 2013 nació InterPersonal, a raíz del crecimiento de IESP. Abrimos dos sedes, una en Vic y una en Barcelona. En 2016, después de 3 años de mucho trabajo, la sede de Vic cerró sus puertas. El equipo de Vic, pero, alentado por el buen entendimiento y por una ilusión conjunta creamos Meràkia. Un cambio de etapa me llevó a dejar el IESP e InterPersonal y focalizarme construir Meràkia y visitar a un nuevo espacio en Barcelona, en la calle Enrique Granados.

  • Master en Sexología clínica y salud sexual (UdL)
  • Master en Terapia sexual y de pareja (UB)
  • Curso de extensión universitaria en Psicología Perinatal (URV)
  • Master en Terapia familiar. Perspectiva sistémica e integradora (UdG)
  • Postgrado en Terapia de pareja (UdG)
  • Postgrado en Terapia breve estratégica (UdG)
  • Postgrado en Psicoterapia integradora (UdG)

 

Además de psicóloga, soy mamá, pareja, hija, hermana, nieta, amiga, política, vegana y mujer. Es difícil cuidar cada espacio de mi vida pero ahí estoy! Me gusta mucho escribir, bailar, ir a conciertos. Y, evidentemente, ayudar a los que tengo a mi alrededor… por eso me dedico a lo que me dedico!

Contacto:

 info@elenacrespi.com

Tlf: 620 18 30 80

Me emocionó muchísimo el día que una mujer que acudió a terapia, porque había perdido a su bebé en el quinto mes de gestación, me dijo que había sido muy importante para ella referirnos a su hijo por su nombre. Antes no se atrevían a nombrarlo y desde el momento en que dijeron en voz alta su nombre, se sintieron mejor, sintieron que dábamos reconocimiento a su hijo.

Elena Crespi

 

¿Qué te motivó a dedicarte a tu trabajo?

Me dedico al mundo de la sexualidad y la pareja porque nuestra sexualidad y nuestra relación de pareja debería aportarnos cosas positivas y no siempre es así…

Y empecé a formarme en psicología perinatal a raíz de que una amiga perdiera a su hija en el parto… a partir de ahí se me abrieron las puertas de un mundo que desconocía… y cuando fui mamá, descubrí que el mundo perinatal tiene muchas lagunas que me gustaría llenar con mi granito de arena.

¿Qué has aprendido de atender a las mujeres? ¿Y de la maternidad?

Que cada mujer es un mundo! Y a pesar de que algunas se parecen en unas cosas y otras nos parecemos en otras… cada vivencia es única.

Y sobre la maternidad… que es una experiencia reveladora… que te muestra lo mejor y lo peor que llevas dentro. Ah! y que los roles de género siguen muy muy muy marcados en nuestras mentes…

¿Cuando una madre te viene a ver, cuál es el principal mensaje que te gustaría que le llegara?

Que mi misión es acompañarla y ayudarla. Este es el principal mensaje, luego ya ampliaremos…

¿Qué es lo primero que te gustaría mejorar respecto a tu profesión o tu entorno laboral?

A lograr un auténtico empoderamiento femenino tanto en la esfera de la sexualidad, la pareja y la maternidad.

¿En qué ya hemos mejorado?

Cada vez somos más las profesionales que vemos que nos queda mucho camino por recorrer y deseamos seguir aprendiendo para ayudar a las demás mujeres. Y eso no tiene precio. Estamos dando voz a temas que se creían superados pero que siguen atascados. En los tres ámbitos en los que me muevo yo, al menos, es así…

¿Cómo fueron tus 9 meses de vuelta?

Yo tuve un embarazo fabuloso. Viví un parto que, a pesar de que fue medio inducido, lo pude disfrutar muchísimo. Mi posparto fue bastante llevadero. A excepción de un tema: la lactancia. El dolor, las malas informaciones de algunas profesionales que me atendieron, mi inexperiencia…  pero tuve la suerte de encontrar a Puri (la enfermera pediátrica de mi hijo) que me ayudó muchísimo con la lactancia, me derivó al dr. Luís Ruíz y pudimos diagnosticar un frenillo complicado que me estaba aguando la lactancia. Eso, y algunos consejos de Alba Padró (gracias!) en momentos críticos cuando regresé a trabajar… hicieron que pudiera tener una lactancia exitosa hasta el momento! Y a pesar de que digo que mi posparto fue de los fáciles, llegué a una conclusión muy importante: esos 9 meses de vuelta es un trayecto difícil que si, además, aparecen otras complicaciones… es muy duro… Eso me animó a querer introducirme mucho más en todo lo que se refiere a la maternidad y a la paternidad.

¿Qué información echaste en falta en tus 9 meses de vuelta o qué te gustaría haber sabido?

Me sorprendió la poca ayuda que se recibe a nivel emocional y las informaciones caducadas de algunas profesionales. Lo que a mi me dijeron: “no cojas demasiado al bebé que se va a acostumbrar mal”, “Sácalo de la habitación a los 3 meses porque sinó se va a resentir la vida de pareja”, “ya te está tomando el pelo”, “Si la lactancia es difícil, un biberón y listos”, “vigila que demasiado tiempo haciendo teta…”  y todo esto oído de la boca de profesionales sanitarias especializadas en maternidad. Por suerte, tuve una matrona que me preguntó por mi sexualidad, por mi estado emocional… pero aún queda mucho camino por hacer…

¿Qué aconsejarías a otras madres antes de dar a luz?

Que vivan todo el camino de la manera más natural posible, que el miedo estará ahí y que es importante que conozcan los recursos existentes por si necesitan algún tipo de ayuda. Tener sentido crítico… eso es muy importante… y buscar y contrastar distintas informaciones…

¿Qué es lo que te gustaría transmitir al mundo?

Que la maternidad y la paternidad es una experiencia salvaje, transformadora, enriquecedora… pero que también implica algunos momentos difíciles que pueden llevarse mejor si se tiene una buena red de apoyo.

¿Cuál es tu sueño?

¿Mi sueño? Muchas cosas! entre ellas, conseguir que los profesionales que están en contacto con la maternidad y la paternidad consigan ser un buen apoyo para las personas que deciden ser padres y madres. Y ayudar a concienciar al entorno de la importancia de cuidar esta etapa de la vida de las personas.

Cuéntanos tu proyecto: en qué consiste, dónde podemos informarnos de lo que haces y cómo podemos contactar contigo 

Podéis encontrarme en mi consulta de Vic y de Barcelona. Toda la información la podéis encontrar en mi web: www.elenacrespi.com

Y os dejo todas las formas de contactar conmigo, que no son pocas!

¿Qué ofreces a las madres?

Acompañamiento en el embarazo y después del parto

Y también terapia en caso de tener alguna dificultad: ya sea para concebir, durante el embarazo o post-parto.

Cuéntanos una experiencia profesional que recuerdes especialmente

Recuerdo el primer artículo que escribí sobre duelo perinatal. La respuesta por parte de muchas personas que habían pasado por ello fue impresionante. Me emocionó muchísimo. Y, en ese momento, fue cuando vi la importancia de dar a conocer a todo el mundo una realidad tan cruda como la pérdida de un hijo que aún no ha llegado.

¿Alguna experiencia que quieras compartir de una mujer que hayas atendido?

Me emocionó muchísimo el día que una mujer que acudió a terapia, porque había perdido a su bebé en el quinto mes de gestación, me dijo que había sido muy importante para ella referirnos a su hijo por su nombre. Antes no se atrevían a nombrarlo y desde el momento en que dijeron en voz alta su nombre, se sintieron mejor, sintieron que dábamos reconocimiento a su hijo.